ARTÍCULO EN ABC FIRMADO POR LUIS DE CARLOS BERTRÁN SOBRE EL LIBRO DE PHILIPPE DE WOOT, “ESPIRITUALIDAD Y NEGOCIOS” PRESENTADO EN ASE.

IMG_4474

 

 

 

ABC Espiritualidad y negocios

Please like & share:

PRESENTACIÓN EN ASE DE LA VERSIÓN EN CASTELLANO DE “ESPIRITUALIDAD Y NEGOCIOS” DE PHILIPPE DE WOOT

ASE, Acción Social Empresarial (empresarios y directivos cristianos) presentó el pasado 6 de abril en su sede de Alfonso XI,  la versión española del libro de Philippe de Woot, “Espiritualidad y Negocios: un punto de vista cristiano”, carta destinada a los directivos cristianos en tiempos de emergencia.

Este libro es una llamada para los líderes empresariales del siglo XXI, que en muchas ocasiones limitan su opinión crítica y su compromiso moral únicamente a la empresa, sin tomar en consideración el modelo económico al que contribuyen de forma activa y sosteniendo una crítica a dicho sistema a menudo débil, superficial o inexistente.

 

La importancia de este libro y de la excepcionalidad de su autor, radica en el modo en que se explora y estudia el actual conflicto entre la espiritualidad y el liderazgo corporativo, lanzando desafiantes preguntas a los líderes de empresa y tomadores de decisiones.

Imprescindible lectura para los empresarios y dirigentes de empresa, para los académicos de las escuelas de negocios y para los estudiantes de todo el mundo.

En este libro Philippe de Woot nos presenta una perspectiva de la empresa en función de su finalidad: “en una economía global, la finalidad de la empresa radica en garantizar el avance económico y técnico en la perspectiva de un auténtico avance humano y de un debate democrático sobre el tipo de sociedad que deseamos construir juntos”, y nos ayuda a reflexionar sobre la compatibilidad de los valores cristianos y las enseñanzas de la Doctrina Social de la Iglesia sobre el respeto a la dignidad de cada persona (sobre todo la de los trabajadores), con las demandas que pone el siglo XXI a los directivos de empresa.

Luis de Carlos, socio director del despacho Uría y Menendez  hizo una introducción sobre su vida y su trayectoria profesional, así como una reflexión sobre el enfoque del autor sobre la empresa; la empresa es un agente de progreso económico y técnico y es necesario transformar la finalidad de la misma, humanizarla y orientarla al bien común.

Domingo Sugranyes, también conocedor del autor en sus años en Bélgica, subrayó que el autor fue uno de los precursores de la Responsabilidad Social Corporativa.

Le parece que la idea del autor de que la empresa puede liderar una nueva misión, no es del todo realista e hizo mención especial a la última parte del libro, brillante según dijo, en la que Philippe de Woot queda retratado como ejemplo de laico y de cristiano.

Después hubo un interesante turno de preguntas y debate.

Moderado por el presidente de ASE, Luis Hernando de Larramendi

IMG_4474

 

 

 

Please like & share:

PRESENTACIÓN EN ASE DEL LIBRO DE JAIME NOGUERA “SÓLO HACE FALTA SER HUMILDE”

El pasado miércoles 8 de marzo, se presentó en nuestra sede social de ASE-acción social empresarial, el libro de Jaime Noguera “Sólo hace falta ser humilde”, 22 sugerencias dirigidas especialmente a ejecutivos católicos. ¿Por qué 22?. Porque es el número de días laborables en un mes tipo de 30 días.

Jaime Noguera es diácono permanente de la Archidiócesis  de Madrid ,  consultor y formador con amplia experiencia directiva en varias empresas y colabora con diferentes medios de comunicación.

Este librito contiene una serie de reflexiones útiles para afrontar el día a día en una empresa, realmente en cualquier organización, con responsabilidades como ejecutivo o directivo..cristiano, para no tener que esconder en el ámbito de lo privado, lo que es necesariamente público.

Para manejar los mitos de la comodidad, el poder, la responsabilidad, sin caer en rutinas vacías, en falta de respeto a las personas o en autoengaños, la obra propone ideas acerca de qué hacer cuando hay que “bajar un escalón” y tocar tierra en situaciones de, por ejemplo, injusticia, o cuando las personas están desmotivadas, o para asumir la mundialización de los mercados, o para dirigir personas, o para respetar a la familia propia..

Siempre considerando que la honradez en el trabajo requiere cinco cosas: alegría, convicción, responsabilidad, compromiso y ejemplo.

El autor es consciente de la fata de tiempo del lector, y va al grano con una serie de comentarios prácticos y breves para ayudarle a vivir su profesión sin tener que dejar aparcada la fe, ni desatendida a la familia.  Son consejos valiosos para generar entornos de trabajo más agradables y más humanos, donde a cada trabajador se le estimule a aportar lo mejor de si mismo.

En la presentación estuvo Pablo Cervera, director de la revista Magnificat, que habló del valor de la persona en todos los ámbitos de la vida, diciendo que el verbo de la ilusión es desvivirse; si la persona no vive dando la vida para que otros tengan vida, no puede ser feliz.

Jaime Noguera explicó que el libro había surgido pensando en lo que  a uno le mueve, y que hay que cruzar lo que me mueve con mis responsabilidades para encontrar el equilibrio en esa intersección.

Lanzó una serie de preguntas al numeroso público asistente:

¿Cuales son mis ídolos y qué efecto tienen sobre mi?

¿Por qué hay que esconder la condición religiosa en la vida profesional?

¿Por qué hay que ocuparse de la familia?

¿Qué sueñas y con que responsabilidad lo abordas?

Señaló que el mercado no es ni democrático ni justo y que si eres cristiano, las bienaventuranzas son la mejor enseñanza.

“Sólo hace falta ser humilde para que las cosas salgan bien, tanto en la vida de la empresa como en la convivencia”

Moderó el presidente de ASE, Luis Hernando de Larramendi.

IMG_4080

Please like & share:

LA SUBSIDIARIEDAD EN LA EMPRESA, CLAVE PARA EL DESARROLLO COMPLETO DE LA DIGNIDAD DE LOS TRABAJADORES

La UCAM (Universidad Católica de Murcia) y ASE (Acción Social Empresarial), presentaron el pasado 19 de enero en la CROEM (Confederación Regional de Organizaciones Empresariales de Murcia), la presentación del libro ´Respeto en Acción. Cómo aplicar la subsidiariedad en el mundo de la empresa´

El pasado 19 de enero se celebró en el Salón de Actos de la Confederación Regional de Organizaciones Empresariales de Murcia (CROEM), la presentación del libro ´Respeto en Acción. Cómo aplicar la subsidiariedad en el mundo de la empresa´, de ASE (Acción Social Empresarial), en colaboración con la Universidad Católica de Murcia.

La presentación del libro estuvo dirigida por Gonzalo Wandosell, vicedecano del Grado en Administración de Empresas de la UCAM y Luis Hernando de Larramendi, presidente de ASE.  El libro está escrito desde la experiencia práctica de dirigentes empresariales de todo el mundo, con enseñanzas concretas y directas para el día a día.  Según comentó el presidente de ASE, “el libro analiza, desde la experiencia empresarial práctica de sus impulsores, la aplicación del principio práctico de la subsidiariedad en el mundo de la empresa, como instrumento que permite el desarrollo completo de la dignidad humana de los trabajadores, y contribuye de manera relevante a una mejor, más eficiente y rentable gestión empresarial.

Respecto a su opinión  de cómo aplica la UCAM la responsabilidad social en su institución, Larramendi explicó que “aunque no soy ningún evaluador de la aplicación de la RSC de las empresas, tengo el convencimiento de que se hacen los máximos esfuerzos para que este tema no sea un mero cuento cosmético, sino algo plenamente asumido de lo que pueden y deben rendirse cuentas”.

ASE, Acción Social Empresarial, es una asociación privada de empresarios, directivos y profesionales de la empresa, que promueve la Doctrina Social de la Iglesia en el mundo empresarial.  Desde ASE configuran, desde una perspectiva cristiana, el nuevo tipo de empresario y de directivo de empresa más adecuados a un orden social más humano.

foto 1

Please like & share:

COLOQUIO EN ASE SOBRE ÉTICA PRÁCTICA PARA DIRECTIVOS

El pasado 12 de diciembre se celebró en ASE un coloquio sobre Ética Práctica para Directivos, con la participación de Juan José Almagro, miembro del Consejo de Administración de MAPFRE AMERICA y vicepresidente 1º de UNICEF ESPAÑA, y Jose Luis Fernández, Director de la Cátedra de Ética Económica y Empresarial de la Universidad Pontificia de Comillas (ICADE) y moderado por el Presidente de ASE,  Luis Hernando de Larramandi.

 

Juan José Almagro citó a Faulkner en relación a la “necesidad del hombre de ser responsable para ser libre” para describir la ética como el cumplimiento desde el compromiso de lo que cada uno debe hacer en cada momento, antes de presentar su decálogo para el empresario del futuro basado en la competencia, la prudencia, el cuidado de la reputación, el sentido de la responsabilidad, la transparencia, la austeridad y el espíritu de servicio.

Los diez puntos fundamentales del Decálogo:

1.- Si aspiras a desempeñar una función directiva, hazlo con integridad.

2.- Esfuérzate por respetar y respeta sin exclusiones a los demás.

3.- Formate y aprende sin excusas cada día.

4.- Practica la delegación.

5.-Trabaja para hacer más productiva y eficiente tu organización.

6.-Política de conciliación e igualdad más allá de lo que exige la propia ley.

7.- Humildad y espíritu de Servicio.

8.- Practica y enseña la cultura del trabajo, el esfuerzo y la decencia.  Aprende a renunciar.

9.- Promover el comportamiento ético en el diario quehacer de tu organización.

10.- Para que crean y confíen en ti, compórtate ejemplarmente.

 

José Luis Fernández  definió la economía como algo a lo que no se le puede quitar el alma ni el cuerpo, tiene que ser una economía de seres humanos.  También definió la empresa como una organización de personas que busca unos objetivos económicos, siendo fundamental en esta tarea la gestión, que consiste básicamente en saber planificar, organizar y controlar mediante la virtud; hacernos mejores personas a través de la prudencia, la justicia, la fortaleza, la templanza, la austeridad…

 

Luis H. de Larramendi, presidente de ASE, recordó qué hacemos desde ASE al respecto; promover la Responsabilidad Social Corporativa, la subsidiariedad, la transmisión de la doctrina social de la iglesia a través también de grupos de reflexión y oración que nos sirven para transformarnos y transformar la empresa y la sociedad.

 

Please like & share:

ARTICULO DE RELIGION CONFIDENCIAL SOBRE EL COLOQUIO QUE ORGANIZA ASE SOBRE LA GESTIÓN DE LOS LAICOS EN LA IGLESIA

http://www.religionconfidencial.com/conferencia_episcopal/Barriocanal-Iglesia-Cope-anuncian-Evangelio_0_2832316745.html

Enlace al acto que se retransmitió en streaming, disponible en el canal de youtube de nuestra asociación ASE-Acción Social Empresarial:

https://www.youtube.com/channel/UCSwPO1wNcCqMnCW7B4BTZIQ

Please like & share:

PALABRAS DEL PAPA EN EL CONGRESO DE UNIAPAC: “LAS EMPRESAS PROMUEVEN SIEMPRE Y EFICAZMENTE EL BIEN COMÚN”

La pasada semana se celebró en Roma la Conferencia Internacional “Los lideres de negocios como agentes de inclusión económica y social”, organizada por el Pontificio Consejo de Justicia y Paz (PCJP) y la Unión Internacional Cristiana de Dirigentes de Empresa (UNIAPAC).

En su discurso el Santo Padre resaltó el noble propósito de reflexionar sobre el papel de los empresarios como agentes de inclusión económica y social, y quiso compartir una reflexión sobre tres riesgos en la actividad empresarial:

1 El riesgo de usar bien el dinero

Se refirió al dinero como un instrumento técnico de intermediación, de comparación de valores y derechos de cumplimiento de las obligaciones y de ahorro.  El dinero no tiene un valor neutro, sino que adquiere valor según la finalidad y las circunstancias en que se usa.  Por ello, cuando se afirma la neutralidad del dinero, se está cayendo en su poder, y por eso es urgente recuperar el sentido social de la actividad financiera y bancaria, con la mejor inteligencia e inventiva de los empresarios.  Esto supone asumir el riesgo de complicarse la vida, teniendo que renunciar a ciertas ganancias económicas.

2 El riesgo de la honestidad

Este es el segundo riesgo que, según el Papa, debe ser asumido por los empresarios.  La corrupción, dijo, es la peor plaga social.  Es la mentira de buscar el provecho personal o del propio grupo bajo las apariencias de un servicio a la sociedad.  La corrupción está generada por la adoración del dinero, y vuelve al corrupto, prisionero de esa misma adoración.  La corrupción es un fraude a la democracia, y abre las puertas a otros males terribles como la droga, la prostitución y la trata de personas, la esclavitud, el comercio de órganos, el tráfico de armas, etc.  Una de las condiciones necesarias para el progreso social, según el Pontífice, es la ausencia de corrupción.  Puede suceder que los empresarios se vean tentados a ceder a los intentos de chantaje o extorsión, justificándose con el pensamiento de salvar la empresa y su comunidad de trabajadores, o pensando que así harán crecer la empresa y que un día podrán librarse de esa plaga.  Es un desafío a la inventiva empresarial que debe encontrar formas de hacer funcionar bien la empresa sin ceder nunca a la corrupción.

3 El riesgo de la fraternidad

La actividad empresarial, en palabras del Papa, tiene que incluir siempre el elemento de gratuidad.  Las relaciones de justicia entre dirigentes y trabajadores deber ser respetadas y exigidas por todas las partes; pero , al mismo tiempo, la empresa es una comunidad de trabajo en la que todos merecen un respeto y un aprecio fraternal por parte de los superiores, colegas y subordinados.  Hoy las emigraciones y los desplazamientos de una multitud de personas en busca de protección se han convertido en un dramático problema humano.  El Papa pidió ayuda a los presentes, por una parte tratando de convencer a los gobiernos para que renuncien a cualquier tipo de actividad bélica, y para que colaboren en crear fuentes de trabajo digno, estables y abundantes, tanto en los lugares de origen como en los de llegada y, tanto para la población local como para los inmigrantes. ” Hay que hacer que la inmigración, finalizó el Papa, siga siendo un factor importante de desarrollo”.

 

Imagen del Papa web

Please like & share:

EL INSTITUTO DE HUMANIDADES PRESENTA UN LIBRO SOBRE LA GLOBALIZACIÓN

presentacion-libro-dos-caras-globalizacion-ceuLa globalización, en sus más variadas vertientes y formas, suele levantar debates encendidos entre aquellos que están muy a favor y quienes son absolutamente contrarios.  Para entrar en ese debate de manera sosegada se ha presentado en la Facultad de Humanidades y CC. De la Comunicación de la Universidad CEU San Pablo un libro colectivo sobre ese tema titulado “Las dos caras de la globalización: más cercanos pero no más hermanos”.

En la mesa de intervinientes en la presentación han estado personas que han sabido aplicar las orientaciones de la Doctrina Social de la Iglesia a la vida pública.  El moderador, Antonio Alonso, profesor del Instituto de Humanidades CEU Ángel Ayala, ha dado paso a los distintos intervinientes.  Ha comenzado su exposición el Director de la BAC, editorial que ha respaldado con su sello la publicación de la obra.  En ella, el P. Carlos Granados, como biblista, ha hecho alusión a un punto central del libro: la codicia.  Ha recordado que el “no codiciarás” que aparece en el Decálogo trata de legislar sobre los deseos del corazón, mas concretamente sobre una desviación de los deseos del mismo que puede llevar al hombre a construir un mundo injusto.  También ha traído a esta acto la solución que aporta Benedicto XVI para rehumanizar esta globalización desde el papel fundamental que juegan las minorías creativas.

Por su parte, Luis Hernando de LarramendiPresidente de ASE (Acción Social Empresarial), ha repasado algunos de los puntos centrales del libro.  Entre ellos se ha referido a la presencia de la crítica a la codicia en el pensamiento clásico español, y a la globalización como fenómeno económico bivalente o dual que extrema las diferencias de distribución de la riqueza en unos casos mientras que en otros acerca a ciertos grupos a la participación en el desarrollo.

Domingo Sugranyes, Presidente de la Fundación Centesimus Annus, ha señalado alguno de los puntos que, de cara a otra publicación futura, se pueden completar.  El prologuista de la obra ha señalado que se puede profundizar más en los aspectos económicos de la globalización y explicar mejor como este proceso ha ayudado a mejorar la calidad de vida de millones de personas.

Jose Francisco Serrano Oceja, periodista y profesor de la Facultad donde se ha desarrollado la presentación, ha incidido en algunas de las afirmaciones que se hacen en el libro y que pueden resultar más polémicas, especialmente las referidas al papel de los medios de comunicación como instrumentos de evangelización y en lo que se refiere al papel de EE.UU.  En el ámbito internacional como facilitador de la ejecución de la Doctrina Social de la Iglesia.

Por último, Antonio Alonso ha agradecido al público asistente su presencia en el acto y ha explicado la intrahistoria de la elaboración de esta obra colectiva, fruto del trabajo de investigación realizada bajo la coordinación de Francisco Roa, autor también del libro, que ha posibilitado reunir a profesores de distintas universidades madrileñas provenientes de distintos ámbitos (Filosofía, Antropología, Economía, Politología…).

 

Please like & share:

ARTÍCULOS HISTÓRICOS DE ASE DE ACTUALIDAD: LA ÉTICA COMO ELEMENTO DETERMINANTE DEL ÉXITO EMPRESARIAL

Uno de los muchos artículos históricos de ASE de plena actualidad, es el escrito por Ignacio Hernando de Larramendi, padre de nuestro actual presidente Luis Hernando de Larramendi, que fue presidente de la Fundación MAPFRE América y Presidente de la Corporación MAPFRE, sobre LA ÉTICA COMO ELEMENTO DETERMINANTE DEL ÉXITO EMPRESARIAL.

Ofrecemos aquí un extracto de los aspectos más relevantes del mismo.

“Está últimamente de moda hablar de ética, sobre todo de la empresa.  Late la idea de que la aplicación rígida de la ética es un lastre para la acción empresarial.

Hasta hace poco tiempo las grandes escuelas de negocio, en sus diferentes variedades y objetivos, olvidaban la ética, y al parecer no creían que era necesaria para formar hombres de empresa y hombres para la empresa.

Mi punto de vista e hipótesis de trabajo es que “con ética no sólo es posible el éxito de una “gran empresa”, sino que es indispensable, frente a sistemas de “pelotazo”, enriquecimiento y abuso de la función directiva”.

Se cree, erróneamente, que la ética no se compagina con la divulgación a corto plazo de resultados todos los trimestres o todos los años, en que se refleja pronto una actuación económica equivocada, pues lo que vale es “triunfar”, ganar más dinero o “derrotar al adversario”, caiga quien caiga, sin misericordia y con “terror” al fracaso.  Se admite que un directivo tenga criterios éticos, pero sólo de modo intimo personal, y si repercute negativamente en la evolución de su propia carrera, ése será “su problema”.

Hay que distinguir entre ética de dirigentes y ética de empresa.  La de dirigentes afecta a la actuación y conducta de cada persona con área de poder y responsabilidad en la empresa.  De ella se derivan la dignidad y el honor, vanas palabras actuales.  Los dirigentes es posible que subordinen los intereses colectivos de la empresa a los suyos propios personales; si esto es imitado por el resto de colegas y de empleados, puede afectar a la estabilidad y equilibrio empresarial.

También quiero decir que, aunque los valores espirituales y religiosos no sólo están ignorados sino casi prohibidos, el análisis de la corrupción en todas sus manifestaciones debe ser tema preferente de cualquier carrera empresarial, y hasta de la enseñanza media, que ya que no se profundiza en las causas -parece que son anticonstitucionales-, al menos que no se ignoren los efectos.  Las instituciones académicas deberán conocer el alcance de la corrupción y reflexionar sobre los problemas a que conducen algunas actuaciones.

Las conductas individuales influyen en una “ética colectiva”, que acaba adquiriendo vida propia hasta crear una clase ética (o ausencia de ella), que afecta al modo de actuar de una empresa y a su cultura, aun con objetivos que también pueden ser opuestos al interés general.

El ambiente ético es indispensable para crear y mantener una “cultura de gran empresa”.  No se puede ser grande y estable sin alguna característica cultural propia, y ésta no es posible sin principios éticos.

En mi opinión cualquier diseño de empresa que no tenga en cuenta la ética conducirá al fracaso.  Toda empresa implica riesgo, posibilidad de error humano, y está afectada por los flujos de la actividad libre y competitiva.  Pero la gestión con preocupación ética facilita el equilibrio y la permanencia en un mercado no protegido, y esto se debe dar a conocer a sus futuros dirigentes empresariales, altos o bajos, y tenerse en cuenta en cualquier diseño teórico de gestión de empresa, aunque sean muy diferentes entre sí, pues unas se crean paulatinamente, con gestión continuada dentro de su propio entorno operacional; otras surgen por reordenación de una situación anterior, con renovación de estructuras y riesgos de desaparición por errores o alguna clase de traumas; algunas operan en actividades de servicios con contenido casi inevitable monopolístico; bastantes son sólo “negocios” con alto riesgo especulativo, que a veces sedimentan en actividad estable; y por último, existen los intermediarios financieros, o de otra clase, con características propias y acción muy personal de sus directivos.

Para terminar me atrevo a hacer algunas consideraciones para las empresas susceptibles de influir y dar ejemplo, teniendo en cuenta que el ambiente social de estos años, en que la sociedad quiere ignorar ética y valores espirituales, es una realidad que necesita afrontar la empresa, que necesita ideas claras de lo que es una conducta ética, que no se enseña en las instituciones educativas.

  1. Admitir que un integrante de la conducta ética es la “verdad” en sus actuaciones, o sea la máxima transparencia, sin la que no cabe ni cultura de empresa, ni adhesión real de trabajadores y clientes.7
  2. Dar a conocer a los que se incorporen y a los colaboradores sus principios y normas de actuación, escritas o no.
  3. Utilizar la experiencia de casos propios y ajenos de corrupción, para impedir que se repitan y para divulgar necesidades éticas.
  4. Aprovechar el ejemplo de sus dirigentes, como muestra de lo que la empresa considera como conducta ideal de todos.”
Please like & share:

ARTICULO PUBLICADO POR LA UNIVERSIDAD CATÓLICA DE VALENCIA POR LA PRESENTACIÓN DEL LIBRO RESPETO EN ACCIÓN

Hernando de Larramendi propone que las empresas promuevan espacios “para que el trabajador desarrolle su talento e ideas”

Publicado el

Luis Hernando de Larramendi, presidente de Acción Social Empresarial (ASE), ha asegurado que “el grado de implicación del trabajador en la empresa genera eficiencias y mejora la rentabilidad” por lo que se han de promover espacios para que “el trabajador desarrolle de su talento e ideas en lugar de ser meramente un ejecutor de instrucciones dirigidas”.

De Larramendi ha basado estas afirmaciones en una serie de experiencias prácticas que recoge el libro Respeto en acción: cómo aplicar la subsidiariedad en el mundo de la empresa, elaborado por la Unión Cristiana Internacional de Directivos de Empresa, junto con la University of St. Thomas (EE.UU) y editada por ASE, y que ha presentado en la Universidad Católica de Valencia San Vicente Mártir (UCV) en un encuentro organizado por las asociaciones de empresarios y empresarias de la diócesis de Valencia y que ha sido presidido por el obispo auxiliar de valencia y vicecanciller de la UCV, Esteban Escudero.

De Larramendi, que es el vicepresidente de Mapfre, se ha referido en su intervención a un estudio realizado en la University of St. Thomas sobre distintas compañías estadounidenses, en el que algunas originalmente tenían un porcentaje de un 30 por ciento de empleados implicados en su funcionamiento y un 70 por ciento desvinculados. “En las empresas en que este criterio se ha invertido, el grado de generación de resultados ha sido muchísimo mayor y la producción de bienes y servicios, más eficiente”, ha subrayado.

Por ello, este experto ha reiterado la necesidad de que los negocios apliquen el principio de subsidiariedad, pues, pese a la “dificultad” de su praxis, “la realidad es que los resultados son mejores”. “Este principio, tan querido para la doctrina social, supone renunciar al dirigismo absoluto y que los órganos superiores dejen libertad a los inferiores en sus ámbitos de decisión y de creación”, ha expresado.

En definitiva, el empresario ha reconocido que este principio “tiene que ver con la propia Creación: Dios no se reserva nada para sí mismo y nos da a nosotros la libertad para decidir si queremos o no hacernos seguidores de su amor. Y esa libertad que nos deja a nosotros es la libertad que creemos que tiene que tener un trabajador dentro de su negocio”.

El acto de presentación del libro, en el campus de Valencia-San Juan y San Vicente, ha contado con la participación de Mar Sánchez, presidenta de la Asociación de Profesionales y Empresarias Católicos de Valencia; José Manuel Torralba, presidente de la Asociación de Empresarios de la diócesis de Valencia; y José Luis Sánchez, consiliario de dichas asociaciones y vicerrector de la UCV.

MONSEÑOR ESCUDERO: “EL TRABAJO HA DE SER MEDIO DE REALIZACIÓN PERSONAL”

Previamente, monseñor Escudero ha resaltado el interés del tema abordado, “central para la doctrina social de la Iglesia”. Así, ha afirmado que “la persona no está para el trabajo sino que es el trabajo el que ha de estar en función de la persona” y que “uno no vende su fuerza de trabajo sin más, sino que el trabajo ha de ser medio de realización personal”.

Del mismo modo, el obispo auxiliar de Valencia ha subrayado que “la aplicación del principio de subsidiaridad en las empresas ha de fomentar la dignidad del trabajador al mismo tiempo que la rentabilidad, pues si la persona se siente bien tratada y con un trabajo con sentido su rendimiento será mayor”.

Acción Social Empresarial es una institución constituida según el Derecho canónico y dentro del ámbito de la Conferencia Episcopal Española, que agrupa a empresarios y directivos católicos en apoyo de la doctrina social de la Iglesia.

La Asociación de Empresarias Católicas fue promovida en 2010, junto a la Asociación de Empresarios Católicos de la Diócesis y el capítulo en Valencia de la Fundación Centessimus Annus Pro Pontifice, por José Luis Sánchez, que también es capellán mayor de la UCV, con el fin de crear y fortalecer una red personalizada de ayuda a favor de los que menos tienen, con propuestas y acciones frente a la crisis económica basadas en la Doctrina Social de la Iglesia y la valoración del empresario como promotor de empleo.

Carola Minguet/comunicacion@ucv.es

Categories: Noticia, Noticia-portada2 | Tags: EMPRESARIOS CATÓLICOS | View Count: (56) |Return

September2016
Please like & share: